“Ya me cansé de que me quieras dar órdenes”

Las diferencias entre los diputados locales de Morena continúan acentuándose y muestra de ellos es un nuevo episodio de esta larga historia de discrepancias que nació hace un año, el cual sucedió ayer en plena sesión del Congreso.

Tal parece que Edna Rivera López no se acostumbra a ser una diputada más de la fracción parlamentaria y quiere seguir mandando como si ella fuera la coordinadora, por lo que protagonizó un momento de tensión junto a Esther García Ancira, quien sí es la coordinadora de la bancada.

Mientras se desarrollaba la sesión y el panista Arturo Soto Alemán en tribuna destacaba los resultados obtenidos por Tamaulipas en materia de transparencia en el manejo de los recursos públicos, las diputadas comenzaron a discutir.

Edna tomó un documento que tenía el escritorio frente a su curul, se levantó y con voz autoritaria increpó a Esther Ancira, quien ocupaba la curul de enfrente, diciéndole: ¿Esther qué es esto?”.

Con cierta incredulidad, sin dejar su asiento, la coordinadora morenista volteó levemente y moviendo la cabeza de un lado a otro contestó que no sabía. Edna Rivera, aún en tono grave, le dijo: “Pues diles”.

Y ahí, en ese justo momento estalló Esther en cólera, rápidamente buscó un fajo de hojas en su escritorio, lo tomó y antes de que Edna escapara a su mirada lo levantó en el aire y luego lo aventó al suelo con fuerza.

“Yo ya me cansé que me quieras estar dando órdenes”, le gritó y su mirada parecía una flecha que buscaba clavarse en la de su compañera de bancada, quien sorprendida se quedó helada por un momento ante lo sucedido.

Edna titubeó, no supo si contestar la afrenta o quedarse callada y luego sólo hizo un ademán de desacuerdo y con paso apresurado se dirigió hacia un integrante se servicios parlamentarios para entregarle el documento, el cual le hizo llegar a Roque Hernández Cardona.

Después, abandonó el salón del pleno ante la mirada incrédula de los diputados de Morena y de otras bancadas que no daban crédito al desaguisado protagonizado por las diputadas de Morena, quienes dejaron en claro que en su bancada aún reina el divisionismo.

Comments are closed.